sábado, 4 de julio de 2009

Reiki

El Reiki forma parte de las técnicas que utiliza la energía para sanar. Es una palabra japonesa formada por los términos:
Rei: Que significa energía del universo. Todos los seres estamos conectados a ella y cuando fluye a través de nosotros produce salud, bienestar y paz.

Ki: La energía vital que circula dentro de los seres vivos. En la medicina tradicional china a esta energía se le denomina Chi y en la medicina ayurvédica (proveniente de la India) se le denomina Prana. Este concepto se entiende desde la perspectiva en la cual nuestros cuerpos son polos electromagnéticos con una polaridad positiva y otra negativa por donde circula la energía.

Estas energías han podido ser medidas en recientes estudios e investigaciones científicas del campo bioenergético humano. Es previsible que en un futuro cercano la medicina tradicional colabore con este tipo de terapias, como ya sucede por ejemplo en Alemania y Estados Unidos.

La energía puede estancarse o no circular correctamente en uno o varios puntos, acarreando una dolencia física. Este estancamiento puede ser debido a varias causas: una somatización de estrés psicológico, un accidente, una lesión laboral o deportiva, una enfermedad,…

En una terapia de Reiki, el terapeuta canaliza la poderosa energía Rei hacía el paciente, el paciente la recibe facilitando la circulación fluida de su propia energía Ki, produciéndose una revitalización a nivel físico y mental.

Esta terapia está especialmente indicada en los problemas de salud de carácter psicosomático, además de ser muy útil como complemento a otras técnicas manuales.

Aunque Reiki es una forma de sanación, no debe utilizarse como sustituto de ningún tratamiento médico, aunque sí puede utilizarse de forma complementaría.

Sólo por hoy,
no te enfades,
no te preocupes,
da gracias,
trabaja honestamente,
sé amable.
Mikao Usui, fundador Usui Reiki Rioho

No hay comentarios: